Hatha Vinyasa Yoga

 

¿Estás sufriendo problemas en la espalda y en la columna vertebral?, ¿tienes problemas en las cervicales, o en la rodilla? O ¿estás bajo demasiado estrés?

 

En cualquiera de estos casos, yoga podría ser lo que estás buscando. No requieres de un pasado deportivo ni un determinado nivel de flexibilidad, tampoco un estado físico o edad determinada, solo la voluntad y ganas de mejorar y sanar. En cada sesión hay   variaciones a posturas que necesita cada persona.

 

Que puede el Vinyasa yoga hacer por ti?

 

El yoga mira a la persona en forma holística, como un todo indisoluble, es decir la mente y cuerpo unidos. Para lograr la unidad mente - cuerpo, se utilizan diferentes posturas,  llamadas asanas en Sánscrito; estas posturas se mantienen durante unos minutos controlando la respiración. Las técnicas de respiración utilizadas son variadas y son una parte muy importante del yoga, llamadas pranayamas.

 

Cada asana trabaja diferentes grupos de músculos y articulaciones del cuerpo y tiene sus propios beneficios particulares.

 

Fuerza y elongación se combinan para hacer al cuerpo más fuerte, flexible y energético. Estas posiciones son potentes desintoxicantes de órganos específicos

 

¿Estás embarazada y quieres mantenerte en forma para un parto sin dolor?

 

En este caso, el yoga puede ser lo que estás buscando. El yoga para embarazadas ayuda a fortalecer la mente y el cuerpo, un mayor dominio de tu respiración, una musculatura más fuerte y flexible son elementos claves para un parto sin complicaciones.

 

Qué puede hacer el yoga por las mujeres embarazadas?

 

El yoga para mujeres embarazadas puede ayudar a llevar un embarazo agradable y evitar complicaciones porque:

 

  • Estimula la circulación de la sangre
  • Evita la retención de líquidos durante el embarazo
  • Previene complicaciones durante el embarazo y el parto
  • Te ayuda a mantenerte en forma después del parto
  • Previene los problemas de espalda durante el embarazo
  • Aumenta la flexibilidad
  • Disminuye el estrés
  • Estas consciente de tu respiración y tu cuerpo
  • Refuerza los músculos abdominales y la zona pélvica después del embarazo.

¿Estás sufriendo problemas de la salud, de origen fisiológico o emocional?

 

En este caso, el yoga terapéutico es quizás, lo que estás buscando.

¿Qué puede hacer por ti el yoga terapéutico?

 

El yoga terapéutico te ayuda a:

 

  • Reducir el estrés y aliviar las enfermedades que causa
  • Recuperar el buen estado de salud general, previniendo enfermedades
  • Mejorar la salud emocional (depresiones, ataques de pánico y ansiedad)
  • Solucionar problemas de rehabilitación y adicción
  • Reducir el estrés cardiovascular  y la presión alta.

 

Además puede ayudar con trastornos de estrés postraumático, cansancio crónico (fatiga), fibromialgia, esclerosis múltiple, asma, problemas de articulaciones, columna vertebral (vértebras mal alineadas), los efectos secundarios de  quimioterapias o cirugías, es tratamiento complementario de enfermedades graves y crónicas incluido el cáncer y el SIDA.

¿Estás mirando a tu espejo y te das cuenta que tus rasgos faciales están caídos?

 

En este caso, el yoga facial puede ser lo que estás buscando.

 

Que puede hacer el yoga facial para ti?

 

El yoga facial te ayudará a:

 

  • Tonificar los músculos de la cara y reforzar los músculos faciales,
  • Reducir las arrugas, las bolsas debajo de los ojos y los ojos hinchados,
  • Mejorar la expresión facial,
  • Mejorar los párpados caídos,
  • Relajar la tensión de la mandíbula,
  • Tonificar la nuca y la papada.

 

La sesión se realiza sentada delante de un espejo de mesa frente al cual se realizan prácticas de diferentes ejercicios para distintos partes de la cara.

 

Primero se trabaja la  frente y las cejas; después el área de los párpados (patas de gallo), posteriormente la mandíbula y luego el área de la boca (rechinar los dientes), finalmente se trabaja la papada, la nuca y el escote.

'Nunca te atarees tanto que olvides tu salud.'
'Nunca te atarees tanto que olvides tu salud.'